Técnica para la prevención de los múltiples desequilibrios de origen físico y emocional a los que estamos expuestos, y para el mantenimiento de la salud

Es un complemento ideal al tratamiento médico convencional.

¿Cuáles son sus beneficios?

Efecto relajante que ayuda a eliminar o disminuir el estrés emocional y físico

Estimulación de la circulación sanguínea y linfática

Regulación del funcionamiento orgánico y visceral

Regulación y equilibrio de nuestro nivel de energía

Aumento de nuestro sistema inmune y de nuestra capacidad autocurativa

Favorece la eliminación de toxinas